jueves, 19 de octubre de 2017

Casí un overbooking





MUCHOS CANDIDATOS


Dado que los grandes top team como Mercedes, Ferrari o Red Bull, más otras escuderías de mitad de tabla, ya tienen confirmados sus pilotos para la temporada 2018, a un equipo cuya sede se encuentra en Grove le llueven los pretendientes por doquier. 


Williams 2017. De: XPB Images

Y como la plaza de Lance Stroll en Williams está asegurada dados los sólidos apoyos económicos con los que cuenta, ahora queda por decidir quién será su compañero. De primeras, Felipe Massa no tiene asegurada su continuidad y de no ser así, el brasileño podría recalar en la Fórmula E. Otro nombre que suena es Paul di Resta, ahora piloto reserva del equipo, sumado a Robert Kubica que pisa fuerte tras lo demostrado en el test que hizo en el circuito de Hungría. Su nuevo representante, Nico Rosberg, podría jugar un papel fundamental al ser antiguo piloto de los patrocinados actualmente por Martini. Jolyon Palmer es otro a tener en cuenta, dados los contactos de su progenitor, Jonathan, quien deberá lograr cuantiosas sumas en la pugna de otro contendiente a este copick, Marcus Ericsson, ya que el sueco en Sauber ve amenazada su plaza por los jóvenes Antonio Giovinazzi y Charles Leclerc, apoyados por la Scuderia Ferrari. En suma, un amplio ramillete donde elegir.

Quienes tampoco estarán faltos de candidatos serán los de Toro Rosso. Parece casi cantado, que el vencedor en 2016 de la GP2, el joven francés Pierre Gasly, sustituirá a Carlos Sainz en 2018. Para el segundo asiento la cosa anda más compleja y reñida, pues la cantera de pilotos que nutre a los de Faenza, no pasa por su mejor momento. Por ello Sean Gelael, actualmente en la F2, parece sonar fuerte. Si a eso le sumamos que cuenta con el apoyo de la cadena de comida rápida KFC, donde su progenitor Jagonya Ayam es el dueño de la misma, blanco y en botella. Además como el ruso Daniil Kvyat se ha ‘caído’ para Malasia y quizás Japón, solo quedaría comentar las opciones de pilotos tutelados por el nuevo motorista de los italianos, es decir, Honda, pues Franz Tost confesó recientemente: "consideraremos cualquier propuesta que nos hagan nuestros socios". Así Nobuharu Matsushita, enrolado en la F2 y Nirei Fukuzumi, en la GP3, tienen alguna posibilidad. ¡Hagan sus apuestas!

De cambiar las ilusiones de algunos pilotos ante su futuro, por la amargura de otros ante los resultados conseguidos tras una etapa de cuatro años de triunfos, sin duda, el equipo Red Bull se lleva la palma tras el cambio de los V8 por los complejos y caros V6 Turbo Hybrid. Encima parece ser que la relación entre los de Milton Keynes y la marca del rombo podría estar tocando sus últimos acordes, a tenor de lo declarado por Cyril Abiteboul recientemente: "Tarde o temprano, Renault tendrá que romper con Red Bull. Lo único que puedo confirmar a día de hoy es que tenemos contrato con ellos hasta 2018". Como sabemos, los franceses aparte de su equipo propio, suministrarán unidades de potencia a la escudería de la bebida energética y también a McLaren la temporada próxima. Más tarde habrá que ver los resultados cosechados por estos últimos, para en mi opinión, luego valorar con detenimiento cuando dejar de lado a un equipo tan mediático como Red Bull.

Jacques Villeneuve de nuevo, sacó su particular forma de hablar sobre el mundo de la F1 al opinar recientemente sobre el acuerdo entre Honda y una escudería con sede en Faenza: "No entiendo a Toro Rosso. Ya han visto lo sucedido en estos tres años", en referencia a la unión de los japoneses con McLaren. Según el pálpito del canadiense, aún teniendo unas excelentes condiciones económicas el acuerdo firmado, se dice que no pagaran por los propulsores nipones y quien sabe que más, "al cabo de dos temporadas, el equipo estará muerto. McLaren ha sobrevivido porque es McLaren, pero ahora hablamos de Toro Rosso". Gerhard Berger ve toda esta cuestión desde otro prisma al confesar: "Tienen una cultura deportiva, los recursos y ahora un equipo con la mentalidad de uno grande. Me puedo imaginar a Honda de vuelta a su estado de forma habitual, fabricando mejores motores". La apuesta sin lugar a dudas, es épica para ambos protagonistas de esta nueva etapa.

La asociación ya existente entre dos importantes empresas británicas, ha dado un paso adelante al comunicar que en 2018 el equipo de F1 pasará a llamarse Aston Martin Red Bull Racing. El presidente de los que tienen la sede en Gaydon, Andy Palmer, explicó que la compañía que dirige lleva adelante con esta medida una mayor complicidad con los de Milton Keynes, con el objetivo de sondear los pasos a dar ante la nueva normativa de propulsores que llegará a los F1 en 2021. Seguidamente precisó algunas cosas a tener en cuenta: "Ser el patrocinador principal era el siguiente paso lógico de nuestro acuerdo”. Finalmente aclaró uno de los puntos básicos para ellos: "Las negociaciones sobre las UP nos seducen, pero solo si son las adecuadas. No entraremos en una guerra de motores sin restricciones de costes ni de horas en banco de pruebas. Así que pensamos que si la FIA crea un entorno adecuado, podría interesarnos". Esperemos que esta vez capten el mensaje.

Resulta chocante cuando menos, que después de casi cuatro temporadas, un tema tan innato a los coches de competición, y más a los Fórmula 1, siga dando vueltas. Así que los de Liberty Media, en concreto Sean Bratches como director comercial, tuvo que reconocer lo siguiente: "En el futuro, una de las cosas que queremos ampliar es el sonido en este deporte, pues importa a los aficionados". Resulta que ahora la solución que desveló el bueno de Sean, la que tratan de implantar en vez de hacerlo con la fuente que los produce, véase los motores y los escapes, va como sigue aunque parezca una nueva chapuza: "Se está trabajando para desarrollar un micrófono de cerámica que se pueda adherir al tubo de escape y así obtener la verdadera amplificación del sonido para la afición". Mucha expectación causó la llegada de los nuevos propietarios de la F1 en su día, pero a este paso…



 © Sammas




Ver otros ecos:


“Artículo original en laf1.es”

“Fin del suspense”

“Aplicando la lógica”

“Opinando de niveles”

“Cuestión de opiniones”

Información de F1 en: "Callejón de boxes"





sábado, 7 de octubre de 2017

Ya confirmado hace días...




FIN DEL SUSPENSE



Pues aunque todo se iba poco a poco clarificando con el paso de los días desde hace ya varias semanas, las confirmaciones y los comunicados oficiales no se habían dado hasta ese momento, estando pendientes de su publicación.  


V6 Turbo hybrid. De: Renault
 
Así el equipo McLaren y el motorista Renault dieron la buena nueva con evidentes caras de satisfacción por ambas partes. Previamente los de Woking informaron de la ruptura con Honda. Y aunque esto era un secreto a voces, quedaba así oficializarlo. Por tanto las tres próximas temporadas, McLaren contará con las unidades de potencia galas, después de estrenar esta nueva era en la F1 con las de Mercedes, para luego migrar al poco exitoso proyecto junto a Honda en 2015. Desde Renault, su presidente Jeróme Stoll, resaltó inmediatamente los beneficios mutuos de la nueva unión, dada la trayectoria de ambas empresas en la historia de esta competición automovilística. Cyril Abiteboul mientras tanto, barrió para casa pensado en un bólido puntero para Renault en un corto periodo de tiempo, por las sinergias que confluyen, al confesar: “Es un emocionante y nuevo gran comienzo junto a una escudería ganadora, con hambre de volver a la gloria”. Necesitarán tiempo para ello.

El matrimonio McLaren-Renault traerá consigo una nueva pareja, la de Toro Rosso con Honda, dado que para los japoneses era impensable abandonar la Fórmula 1 de manera tan abrupta tras la ruptura con los de Woking, sumado a que los franceses nunca consideraron aumentar el catalogo de equipos a la hora de suministrar sus motores. Desde la escudería italiana, su responsable Franz Tost, declaraba: "Es un desafío emocionante y espero que ambas partes obtengan grandes beneficios al trabajar conjuntamente". Luego Takahiro Hachigo, representando a Honda confesó: "Estamos deseando trabajar con Toro Rosso, emocionados por empezar este nuevo capítulo en nuestra trayectoria dentro de la F1. Quiero expresar nuestro agradecimiento a Liberty Media y a la FIA por su cooperación para hacer posible esta asociación”. Esto último, en mi opinión, deja a las claras como se han movido los hilos para llegar a este desenlace un tanto rocambolesco.

Pero las dos acciones anteriores, trajeron consigo también directa o indirectamente, el fichaje de Carlos Sainz por el equipo Renault para la temporada 2018, aunque se especula que podría subirse ya en algún Gran Premio a uno de los bólidos amarillos en sustitución de Jolyon Palmer, actual piloto de los del rombo. Lógicamente la llegada del madrileño al equipo francés, ha necesitado del visto bueno de Red Bull. Precisar que el actual piloto de Toro Rosso, continuará bajo la tutela del equipo de Milton Keynes por un tiempo aún no revelado. Finalmente decir que Sainz Jr. se encontraba feliz por este acuerdo, pues llega a una escudería como Renault, con un importante palmarés dentro de la Fórmula 1. Además Carlos no dejó pasar la oportunidad de dar las gracias a Red Bull y a los de Faenza por las oportunidades que le han ofrecido a lo largo de su carrera deportiva. Está por ver, que sucederá en el 2019 con la ubicación del español dentro de la parrilla, tiempo al tiempo.

Quien no cambiará de aires el próximo año será Valtteri Bottas, pues como parecía poco a poco irse confirmando, sus resultados e implicación dentro del equipo Mercedes han hecho posible su renovación cara a la temporada 2018. Sencillo es comprender la satisfacción del finlandés al declarar lo siguiente: "Es genial saber en qué equipo vas a correr el año que viene. Es una buena sensación al tener tal noticia". Seguidamente y pensando a más largo plazo, confesaba: "Si mi rendimiento es bueno, no habrá ningún problema y vamos a poder tener un largo futuro juntos. Creo en mí mismo, así que continuaré con mi progreso como piloto y seré aún mejor con el tiempo". Desde la escudería, Toto Wolff, como responsable de la misma solo podía añadir: "En general el balance de sus prestaciones y su tendencia positiva hacían inapelable su continuidad en 2018, con algunos momentazos como sus victorias en Rusia y Austria". Sin la menor duda, se lo ha ganado a pulso.

Debacle impensable solo unos minutos antes entre los dos Ferrari, tras apagarse los semáforos de salida del GP de Singapur, por la triple carambola protagonizada por Sebastian Vettel, Max Verstappen y Kimi Raikkonen, dejando a ambos pilotos de la Scuderia sin sumar punto alguno. Así que Mauricio Arrivabene poco tiempo después, quiso dejar claro que nada está perdido, pues cuentan con la moral suficiente para sobreponerse al comentar: “En primer lugar, decir que lo lamentamos mucho por nuestros aficionados. No es el resultado que esperábamos, pero esto aún no ha terminado". El italiano expresaba el sentimiento que mantiene el equipo de la siguiente manera: "Todos nosotros, tanto en la pista como en Maranello, tenemos el cavallino cosido en el corazón y la promesa de luchar hasta la última carrera del campeonato”. Quizás el ímpetu de los pilotos de rojo, sobre todo Vettel y su maniobra de ‘achique’ a Max, pudo resultar excesiva.

Y como la desgracia de unos, suele llevar aparejada la suerte de otros, Mercedes obtuvo un brillante resultado en la citada carrera anteriormente. Así el actual director técnico de los de Brackley, James Allison, tuvo que admitir que después de un comienzo de fin de semana complicado, la forma en la que se desarrollaron las cosas en las primeras curvas del Gran Premio les dio “un enorme empujón”. Evidentemente ese golpe de fortuna, vino acompañado de un ritmo en pista muy efectivo, sin altibajos, donde sus dos pilotos no cometieron error alguno. Finalmente Allison es cauto, a la hora de opinar sobre las citas que restan al confesar: “La F1 es increíblemente compleja, pero días como este te recuerdan que sigue siendo un deporte y nunca sabes lo que puede pasar. Este es un resultado brillante para ambos títulos, pero aún queda mucho por delante en esta lucha por el campeonato”. Creo desde luego que en el de pilotos, por Vettel, el teutón puede tener todavía remotas oportunidades.



© Sammas





Ver otros ecos:


“Artículo original en laf1.es”

“Aplicando la lógica”

“Opinando de niveles”

“Cuestión de opiniones”

“Ruido y potencia”
http://samgp2250.blogspot.com.es/2017/09/volver-tiempos-gloriosos.html

Información de F1 en: "Callejón de boxes"






jueves, 5 de octubre de 2017

Sin utilizar la mollera




APLICANDO LA LÓGICA


Eso es al menos lo que pide el responsable jefe de los de Red Bull desde el paddock, dadas las absurdas y caóticas sanciones que se aplican desde hace tiempo en la Fórmula 1, respecto a la obligatoria sustitución de elementos averiados en las actuales UP. 


RB13 año 2017. De Red Bull

Prueba de ello, fue el marasmo sobre las posiciones de partida en la carrera de Monza. “Camino de la parrilla aún estábamos tratando de saber si salíamos 12º o 13º. Era demasiado confuso”, comentaba Christian Horner. Por ello el británico aboga por cambiar las actuales sanciones, buscando un camino más razonable: “Hay que considerar otras formas de penalizar los cambios en el motor. Se está volviendo peor cada carrera. Sería una pena que el campeonato se decidiera por esto”. Para colmo el próximo año, cada escudería dispondrá de solo tres unidades de potencia para 21 carreras: "En las reuniones del Grupo de Estrategia, intenté que esa normativa no se aprobara, pero no tuve el apoyo necesario. La restricción de los componentes era para reducir los costes, pero si los equipos necesitan cinco elementos igualmente, no se ahorra nada”. Finalmente nos dejó esta perla, respecto a los actuales V6 turbo hybrid: “Este motor no ha sido nada positivo para la F1 desde que se introdujeron”.

Si ya el actual número de GP se antoja excesivo para la normativa presente y futura con relación a los propulsores, Sean Bratches, director comercial de Liberty Media declaró: "Debido al Pacto de la Concordia, el límite máximo es de 25. Pero en los siete meses que llevo en este trabajo, hemos tenido cerca de 40 países que han mostrando su interés por acoger un evento de la F1, lo cual es muy alentador". Imagino que este alto mandatario, no ha deparado en pensar lo que podría suponer para los equipos llegar siquiera a esa cifra tope de 25. Para colmo confesó seguidamente: "Vamos a tener un reparto entre los distintos trazados actuales, incluso alguno de nueva construcción. El siguiente objetivo es centrarnos en más circuitos urbanos. Creemos que es una propuesta muy atractiva desde nuestra perspectiva". Pues en mi opinión, ese panorama de más pistas urbanas, no es solo equivocado, sino muy peligroso para los verdaderos protagonistas de la F1, es decir, los pilotos.

Desde luego que lo anterior, parece contradecir la realidad que se vive en la parrilla, respecto al número de escuderías presentes en la misma, dado que mengua en vez de crecer. Así el presidente de la FIA, Jean Todt, habló de algunos contactos interesándose en los pasos previos para llegar a la F1, pero nada más. "No hay nada parecido a un proyecto serio", confesó el francés recientemente. Encima tuvo que admitir que el panorama no tiende o lleva al optimismo de esta forma: "Cuando veamos que hay ofertas en firme, como ya lo hicimos cuando Haas llegó en el año 2016, abriremos un nuevo concurso". Según el galo, la situación actual es esta: "Por ahora están presentes 10 equipos. Tenemos un buen campeonato. El número máximo de escuderías que aceptaríamos serían 12, por lo que estaría muy contento de escuchar cualquier buena propuesta". Creo que la perspectiva de Todt está algo distorsionada.

Esa deformación de la realidad en mi opinión, queda a la vista con solo observar como se está desarrollando la temporada, con dos equipos muy por encima del resto. Es por ello que una vez llegados al asfalto del Marina Bay, como es lógico, Niki Lauda declarase: "Mi corazón está con Ferrari, pero mi cabeza con Mercedes". Es cierto que este 2017, compiten por el título dos pilotos de diferentes escuderías, Sebastian Vettel y Lewis Hamilton, pero el resto, salvo Bottas y alguna vez Ricciardo, están lejos de los primeros espadas en la mayoría de las ocasiones. Finalmente y ahondando en lo dicho por Niki anteriormente, más tarde confesó: "Por mí está bien. Nosotros ganamos en Monza y fue una pena para Ferrari al correr en casa". El austriaco piensa que esta vez la Scuderia puede tomarse la revancha, aunque visto lo visto en el Gran Premio de Italia por parte de Mercedes, lo veo francamente complicado.

Cada cierto tiempo, sin pasar demasiadas semanas en volver a hablar de ello, el tema del abismo presupuestario existente entre los grandes y el resto, vuelve a surgir sin cesar. Por ello, han sido de nuevo los del equipo Force India los que abogan por regularlo de una vez. Su director de operaciones, Otmar Szafnauer dijo: “Creo que 150 millones de dólares son suficientes para poder competir. Deberíamos poder hacer un trabajo fantástico para los aficionados gastando solo esa cantidad. Veo una cifra realista, sin mencionar que la mayoría de los equipos no pueden gastar tanto”. Luego y ante la posibilidad de que algunos no respetasen ese límite, de implantarse claro está, añadía: "Se necesitaran métodos para evitarlo, al igual que pasa con los gobiernos y los impuestos. Estoy seguro de que hay mucha gente que se los salta, pero si el castigo es lo suficientemente grande, entonces puedes contenerlo”. No será la última vez que se hable de esto, seguro.

A falta de la confirmación oficial por los distintos protagonistas de este enredo que no parece tener fin, McLaren dispondrá de unidades de potencia Renault para las próximas tres temporadas. Y mientras los de Woking esperan lo mejor en cuanto a prestaciones del propulsor galo, la Scuderia Toro Rosso se encomienda a todos los santos posibles al acoger a Honda y sus V6 turbo hybrid cara al 2018. Ahora está por ver si toda esta maniobra hace que un bicampeón del mundo permanezca en McLaren. Bernie Ecclestone 'analizó' la situación con su tono habitual: "El trato con Renault está hecho. Que Alonso se quede son buenas noticias, pero no veo por qué McLaren será más feliz con Renault que con Honda. No fue culpa de ellos que las cosas no funcionaran, fue de McLaren. Cada día discutían sobre algo, en lugar de trabajar juntos, algo un poco estúpido". La cuestión que olvida Bernie, es el abultado porcentaje de abandonos en estos tres años debidos a fallos en el propulsor, para empezar.


© Sammas





Ver otros ecos:


“Artículo original en laf1.es”

“Opinando de niveles”

“Cuestión de opiniones”

“Ruido y potencia”
http://samgp2250.blogspot.com.es/2017/09/volver-tiempos-gloriosos.html

“Claro como el agua”
http://samgp2250.blogspot.com.es/2017/09/normal-0-21-false-false-false-es-x-none.html

“Buscando nuevos acuerdos”

Información de F1 en: "Callejón de boxes"